Quiero ser cocinero del año, sí

Nos vamos para Bilbao. Intentaremos llegar a la final de Concurso Cocinero del Año y para ello hemos confeccionado un menú para convencer a un jurado de lujo, con el estrellado Jordi Cruz a la cabeza. Con la fuerza y la ayuda inestimable de Naiara estamos seguros que todo va a salir perfecto y conseguiremos dar ese pasito para alcanzar esa final de Barcelona, en la feria Alimentaria. Es un concurso que me gusta, que disfruto mucho… Es un reto difícil al que nos queda poner la guinda, como al pastel, para cerrar este buen año 2017. Bueno, pues estaremos en Bilbao el próximo miércoles en la semifinal de este…

Llamadas que te devuelven a la alegría: Premio Imagen de un Campeonato

  Estuvimos a punto de entrar en la final y no pudo ser y fuimos para casa un poco, ya sabes, de aquella manera… pero estallamos de ilusión cuando nos avisaron desde la organización que debíamos estar presentes en la entrega de premio. Esas llamadas te devuelven a la alegría. Y nos fuimos con toda la familia… bueno como siempre hacemos, al Kursaal a disfrutar con nuestros compañeros de concurso y amigos, sabiendo que un premio estaba reservado para nosotros. Cuando lo anunciaron en la ceremonia, la verdad es que desborda tu ilusión porque nos llevamos el Premio Imagen de un Campeonato, un premio que ya habíamos ganado con nuestro…

Nuestro “Tako Ibérico”, segundo premio en Valladolid

Segundo premio en la semifinal del Concurso de Pintxo Ibérico celebrada en Valladolid. Como siempre, muy contentos por la propuesta que hemos presentado “Tako Ibérico”, un solomillo de cerdo ibérico envuelto en papada de Basatxerri sobre aceite de comestible de jamón y taco de trigo crujiente. La verdad es que se trata de un pintxo lleno de sabores tradicionales, al que le dimos algún toque técnico y matices que nos gustan mucho, como el melocotón, que contrastan y nos obligan a saborear y a fijarnos detenidamente en todo el conjunto. Y muy contentos a pesar de quedarnos con la miel en los labios, porque los diez participantes y sus pintxos…

Aprendiendo en Álava, pintxos de campeonato

  Parece una actividad ociosa, pero lo cierto es que participar como jurado en un concurso profesional tiene su aquél. No sólo porque pasan delante tuyo más pintxos de los que pudieras comer en una sentada, sino porque allí, en esa pizarrita o capricho cerámico, se encierra el trabajo y las ilusiones de un cocinero por gustar y hacer algo nuevo y sorprendente, en principio para sus clientes, pero también para él, como loable afán de superación. Y esta cuestión tiene su responsabilidad. Y esto viene porque he vivido la experiencia de evaluar los 24 mejores pintxos de Álava de 2017 en la semifinal del concurso provincial que se acaba de…